Sin categoría

Gucci Mane está perdiendo la cabeza

Gucci Mane – Everybody Looking

Atlantic – Tres estrellas y media

Durante la última década, Gucci Mane ha sido el as bajo la manga del trap de Atlanta, gruñendo frases melódicas como en un fluir de la conciencia ("Gucci Mane está loco, puedo subirme a una cebra/Y aterrizar arriba de un águila"), sobre beats de sintetizadores pesados. Si T.I. y Young Jeezy pueden ser serios a medias, Gucci funciona como el "Ello" más absurdo del hip-hop del Sur.

Everybody Looking, el noveno disco de Gucci, y el primero después de casi tres años en una cárcel federal, es un giro inesperado, con un sonido más profundo y maduro. Esto debería ser un triunfo. Pero incluso la seductora "Gucci Please" parece claustrofóbica. Antes, su voz ronca y nebulosa y su imaginería bizarra reflejaban su comportamiento salvaje. Ahora su voz tiene una nueva claridad y más fuerza. Eso no significa que su sentido del humor haya desaparecido ("Sólo puse a Kanye porque los dos somos unos narcisistas de mierda", rapea Gucci en "Pussy Print"). Pero es difícil no ver que el resultado final es menos desenvuelto. "Tantas veces me llaman loco, que estoy empezando a creérmelo", rapea sobre un beat malhumorado de Mike Will Made It en la urgente "1st Day Out Tha Feds". El encanto pop de Gucci nunca se correspondió con su lírica. Ahora, él sugiere algo más oscuro: se está convirtiendo en el mejor antihéroe del trap.

Christina Lee

Cerrar